Menu

¡selah!


Autores


Resumen del Libro

El orgullo egipcio había sufrido un duro golpe, cuando las mujeres egipcias obsequiaron a las mujeres israelitas sus joyas y demás tesoros ornamentales, sin siquiera poderse dar una explicación de su tonto proceder. Sintieron un deseo incontrolable de obsequiarlas con esos tesoros, antes de la salida del despreciado pueblo de Israel de esas tierras de Egipto. Y, a esa gente que veían hacia abajo, que despreciaban, a esas que les servían como sirvientas, a las que hacían tradicionalmente todo el trabajo sucio, inferior, les dieron sin más sus posesiones más preciadas. Esa orgullosa mujer egipcia no comprendía porque las obsequiaba. No sabía que Dios había dispuesto que Israel los despojara en aquella madrugada que marcó el principio de su éxodo, y sin más, extrañadas, obedecían a ese impulso loco de su corazón, entregándoselas. SELAH es usado en este libro como expresión de detente, y reflexiona. Como ese impulso por reflexionar que seguramente asaltó a algunas de esas mujeres egipcias al estar ante la experiencia que narré arriba. Y ese SELAH es, también, el que quiero provocar en ti, gentil lector, conforme vayas leyendo los distintos capítulos de este libro. Detente, y reflexiona.


Opciones de descarga:


Comenta el libro

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies